Adsense

HISTORIA DEL PALACIO DE WESTMINSTER

El lugar donde se ubica el Palacio de Westminster fue conocido en la época medieval como Thorney Island, importante estratégicamente debido a su ubicación a orillas del río Támesis.

Se dice que Thorney Island fue la residencia real de Canuto el Grande (reinó del 1016 al 1035).

Dibujo del banquete organizado en el Salón Westminster para celebrar la Coronación de Jorge IV en el año 1821

Dentro de la historia del Palacio de Westminster encontramos que el penúltimo monarca sajón de Inglaterra, Eduardo el Confesor, construyó un palacio real en Thorney Island, casi al mismo tiempo que construía la Abadía de Westminster (1045 al 1050). Thorney Island y las áreas circundantes se conocieron luego como Westminster, una contracción de las palabras “best” y “monastery” que en castellano vendría a significar “la iglesia del oeste”.

Guillermo de Normandía, primo y sucesor de Eduardo el Confesor se estableció en el Palacio de Westminster después de derrotar a Haroldo de Wessex en 1066, durante la Conquista Normanda de Inglaterra y después de permanecer por un tiempo en la recién construida Torre de Londres. Guillermo I, conocido posteriormente como “El Conquistador” eligió la Abadía de Westminster para su coronación como Rey de Inglaterra.

Aunque es probable que Guillermo haya realizado algunos cambios en el palacio, fue recién  durante el reinado de su hijo Guillermo II Rufus que se construyó el Salón Westminster, el Gran Salón, en el extremo norte del palacio y que permanece aún en pie después de 900 años de uso. La existencia de este salón, el más grande en esa época, ayudó a convertir a Westminster en el centro ceremonial del reino.

El Palacio de Westminster fue la residencia principal de los monarcas en el periodo medieval. Debido a esto, a medida que el gobierno de Inglaterra fue evolucionando, muchas instituciones públicas se fueron erigiendo en Westminster. Por ejemplo, el predecesor del Parlamento, la Curia Regis (Concilio Real), se reunían en el Salón Westeminster, aunque seguía al rey cuando éste se mudaba a otros palacios.

El Parlamento modelo, el primer parlamento oficial de Inglaterra, se reunió en el palacio en 1295. Desde entonces, casi todos los parlamentos se reúnen en el palacio. Aunque, por diferentes razones, algunos parlamentos se han reunido en otros lugares.

Dado que originalmente el Palacio fue diseñado como residencia real, no incluía ningún salón especial para las nacientes cámaras del parlamento (la Cámara de los Lores y la Cámara de los Comunes).

Muchas importantes ceremonias de estado, incluyendo la Ceremonia de apertura del Parlamento, se realizaron en el apartamento privado del Rey, el Salón Pintado. La Cámara de los Lores empezó a reunirse en el Salón Blanco (White Chamber). Sin embargo, la Cámara de los Comunes, no tenía asignado un salón para sus reuniones, por lo que a veces realizaban sus reuniones en el Salón Pintado y otras veces llevaban sus debates a la Sala Capitular (terminada en 1259) o al Refectorio de la Abadía de Westminster.

El Palacio de Westminster se había convertido en la residencia preferida de los monarcas británicos, pero en 1529 se produjo un incendio que destruyó gran parte de la estructura.

En 1530, el Rey Enrique VIII adquirió el Palacio de York de Thomas Wolsey, un poderoso ministro que había perdido la confianza del rey. Enrique VIII renombró el palacio y lo llamó Palacio de Whitehall usándolo desde entonces como su residencia principal. Aunque Westminster siguió siendo oficialmente el palacio real, empezó a ser usado principalmente por las dos Cámaras del Parlamento y como Tribunal de Justicia.

Imagen del Salón Westminster a principios del siglo XVIII

En 1550, durante el reinado de Eduardo VI, sucesor de Enrique VIII, los Comunes consiguieron un hogar permanente en el Palacio, en la Capilla de St Stephen, una antigua capilla real. El Acta de Chantries de 1547 (parte de la Reforma Protestante) había disuelto la orden religiosa de los Cánones de St Stephen (entre otras instituciones), dejando libre la Capilla para el uso de los Comunes. Posteriormente, a solicitud de los Comunes se realizaron algunas alteraciones en la capilla de St. Stephen.

El 16 de octubre de 1834 un incendio originado en la Cámara de los Lores debido al sobrecalentamiento de una estufa, destruyó la mayor parte del palacio. El incendio fue observado por miles de personas, entre ellos periodistas y artistas como J.M.W.Turner quien realizó espectaculares pinturas como registro visual de este histórico momento.

Sólo el Salón Westminter, la Torre de la Joya, la cripta de la Capilla de St.Stephen y los claustros sobrevivieron al fuego. Debido a esto, en 1835 se nombró una Comisión Real para estudiar la reconstrucción del palacio. La comisión decidió que el palacio debía ser reconstruido en el mismo sitio y que su estilo debería ser gótico o clásico. A continuación se desarrolló un enardecido debate público sobre los estilos propuestos.

El interés por la cultura medieval europea, conocido como Gothical Revival (estilo neogótico), había cobrado fuerza durante el siglo XVIII e inicios del siglo XIX. Por otro lado, debido a las continuas guerras con Francia, el estilo gótico se había convertido en el estilo nacional británico, en oposición al estilo clásico (derivado de las culturas griega y romana) asociadas a Francia durante la Revolución Francesa. Además, el estilo gótico tenía resonancia religiosa como el estilo de las grandes catedrales medievales. Por todas esas razones, se consideró que el estilo arquitectónico gótico era el más apropiado para la reconstrucción del palacio.

En 1836, después de estudiar 97 propuestas, la Comisión Real escogió el plan de Charles Barry, para un palacio estilo gótico. En la propuesta se incluía mantener y reconstruir los recintos sobrevivientes al fuego (como el Salón Westminster). Los cimientos del Palacio fueron colocados en 1840, la Cámara de los Lores fue completada en 1847 y la Cámara de los Comunes en 1852 (en este punto Barry recibió el titulo de caballero). Aunque la mayor parte del trabajo se realizó en 1860, la construcción no terminó sino hasta una década después.

El Palacio de Westminster continuó funcionando normalmente hasta 1941, cuando la Cámara de los Comunes fue destruida por las bombas alemanas durante el desarrollo de la Segunda Guerra Mundial. Esta vez, Sir Giles Girbert Scott fue comisionado como arquitecto. Él escogió preservar las características esenciales del diseño de Sir Charles Barry. Los trabajos en la Cámara de los Comunes finalizaron en 1950.

 

QUE VER EN LONDRES

Adsense

Otros artículos de interés